19 abr. 2014

Edipo y la Esfinge

Edipo y la Esfinge, François Xavier Fabre
"Durante el reinado de Meneceo, una gran calamidad se abatió sobre Tebas, pues Hera envió a la Esfinge, hija de Equidna y Tifón, que tenía rostro de mujer, pecho, patas y cola de león, y alas de pájaro. Conocedora por las Musas de un enigma, se había aposentado en el monte Ficio y se lo planteaba a los tebanos. Éste era el enigma: ¿Cuál es el ser que con una sola voz tiene cuatro patas, dos patas y tres patas? Como los tebanos poseían un oráculo, según el cual se verían libres de la Esfinge cuando resolvieran el enigma, se reunían a menudo y trataban de averiguar qué era lo que decía, pero al no descubrirlo, la Esfinge se apoderaba de uno de ellos y lo devoraba. Habiendo perecido muchos, y en último lugar Hemón, hijo de Creonte, éste proclamó que concedería el reino y la esposa de Layo al que resolviese el enigma. Edipo lo resolvió en cuanto lo oyó diciendo que el enigma planteado por la Esfinge era el hombre, pues cuando es una criatura es cuadrúpedo, ya que avanza con las cuatro extremidades, en su madurez es bípedo y de anciano utiliza una tercera pierna, el bastón. Entonces la Esfinge se precipitó desde lo alto de la acrópolis mientras que Edipo obtuvo el reino [...]."
Apolodoro, Biblioteca mitológica, Libro III, 5

0 comentarios:

Publicar un comentario

 
design by pocket blogger templates | edited by themoststarrynight